Una de cada doce personas en AmA�rica sufre diabetes

Una de cada doce personas en AmA�rica sufre diabetes

La diabetes mantiene una tendencia creciente en AmA�rica, donde una de cada 12 personas sufre este mal -con NorteamA�rica y el Caribe con las mayores prevalencias-, por lo que expertos y autoridades de salud pidieron impulsar “ciudades saludables” y frenar el preocupante aumento de casos en niA�os.

De acuerdo con cifras divulgadas por la OrganizaciA?n Panamericana de la Salud (OPS) con motivo del DA�a Mundial de la Diabetes, este 14 de noviembre, en el continente hay 62 millones de personas con este mal, lo que supone uno de cada 12 habitantes, y para 2040 se estima que esa cifra llegarA? a 109 millones.A�El organismo prevA� tambiA�n que el gasto en salud asociado a ese padecimiento en AmA�rica pase de los 383 mil millones de dA?lares actuales a 446 mil millones en 2040.

Los paA�ses con mayor prevalencia de la enfermedad siguen siendo los de NorteamA�rica y el Caribe, segA?n el Atlas 2015 de la FederaciA?n Internacional de Diabetes (FID).

“Con un 12.9 % de la poblaciA?n adulta afectada, AmA�rica del Norte y el Caribe tiene, asimismo, la mayor prevalencia respecto al resto de regiones”, alerta la FID.

“Esto se puede explicar en el estilo de vida, esencialmente por aspectos nutricionales y el sedentarismo, que conducen a la obesidad y que se estA?n extendiendo en esa zona”, dijo el investigador Jaime Bruges, expresidente de la FederaciA?n DiabetolA?gica Colombiana.

Falta de acciA?n
En esto coincidiA? MartA�n SA?nchez, presidente de la AsociaciA?n de OftalmA?logos de Uruguay (ASUO), quien explicA? que en esa naciA?n alrededor del 10 % de la poblaciA?n, es decir unas 300 mil personas, sufre la enfermedad y una de cada tres de ellas pierde la visiA?n por la diabetes.

MA�xico es uno de los mA?s afectados en AmA�rica, con 11.4 millones de adultos con diabetes, enfermedad que constituye la cuarta causa de muerte en el paA�s, con 96 mil defunciones anuales, segA?n datos oficiales.

La OrganizaciA?n Mundial de la Salud (OMS) advirtiA? en un reciente estudio que MA�xico tiene el mayor nA?mero de fallecimientos por diabetes de LatinoamA�rica y la mA?s alta incidencia de esa dolencia de los paA�ses de la OrganizaciA?n para la CooperaciA?n y el Desarrollo EconA?micos (OCDE).

Y se calcula que un 33 % de los niA�os mexicanos sufre sobrepeso u obesidad, lo que los pone en riesgo de desarrollar ese mal crA?nico.

“Es algo que no se veA�a hace 15 aA�os: Se estima que por cada diez niA�os con obesidad, dos desarrollan la enfermedad”, seA�alA? al respecto Bruges, quien alertA? de la falta de acciA?n en “lugares clave” como las escuelas e instA? a impulsar en la regiA?n las “ciudades saludables”, en las que se privilegie el uso de la bicicleta y las vA�as peatonales para combatir el sedentarismo.

La FID considera que “hay evidencia de que la diabetes tipo 2 (la que es prevenible) en niA�os y adolescentes estA? aumentando en algunos paA�ses. Muchos niA�os con esa enfermedad corren el riesgo de desarrollar complicaciones en la edad adulta temprana, lo que supondrA�a un impacto significativo en la familia y la sociedad”.

Falta de detecciA?n
La OMS, que dedicA? en abril pasado el DA�a Mundial de la Salud a la diabetes, afirma tambiA�n que “existe un sentimiento generalizado de que el aumento mundial de la obesidad y de la inactividad fA�sica en la infancia estA? desempeA�ando un papel decisivo” en el alza de casos.

En cuanto a CentroamA�rica y SuramA�rica, donde la “poblaciA?n es marcadamente mA?s joven que la de NorteamA�rica”, la FID estima que 29.6 millones de personas adultas (9.4 %) tienen diabetes.

La dificultad en esta zona del continente es la falta de detecciA?n, pues se calcula que 11.5 millones de casos no han sido diagnosticados.

De ahA� que el tema del DA�a Mundial este aA�o es “Ojo con la diabetes”, con el que se busca asegurar el diagnA?stico precoz de la enfermedad y su tratamiento oportuno.

“Las otras medidas tienen que ver con las polA�ticas de los Gobiernos, que deberA�an desincentivar el consumo de bebidas azucaradas, mediante el incremento de impuestos, y de los alimentos altos en calorA�as en los centros educativos, para reducir las cifras de obesidad en los mA?s jA?venes”, puntualizA? Bruges.

Comentarios