SSM revisa 68 hospitales en Michoacán por irregularidades.

SSM revisa 68 hospitales en Michoacán por irregularidades.

La Secretaría de Salud de Michoacán (SSM), a través de la Comisión Estatal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Coepris), resguarda el bienestar de la población con acciones regulatorias, como la revisión de 2 mil 443 consultorios médicos a lo largo del 2019, para constatar que atienden lo que dicta la norma.

La SSM, que dirige Diana Carpio Ríos, realizó visitas de inspección y vigilancia a 487 especialistas, 13 cirujanos plásticos, 860 médicos generales, 7 acupunturistas, 4 homeópatas, 839 consultorios dentales y 53 de control de peso.

En el caso de los consultorios de médicos generales, 77 fueron amonestados y uno suspendido; mientras que los consultorios de especialistas, 17 de ellos fueron amonestados también, por no contar con botiquín de urgencias médicas para atender a los pacientes y no tener el equipo, instrumental y mobiliario médico necesario acorde al servicio que prestan. 

Más de 2 mil 400 consultorios; 68 hospitales y clínicas, tanto públicas como privadas, fueron verificados en el 2019

También fueron amonestados 17 consultorios dentales, uno homeopático y 9 para el control de peso, debido a irregularidades detectadas como instalaciones inadecuadas para la entrevista y exploración del paciente, y por no presentar la documentación oficial que los acreditara como médicos titulados.

Un promedio de 3 mil farmacias, fueron verificadas para constatar que exijan la receta al paciente cuando se trata de antibióticos, para evitar la automedicación, es por ello que también 180 consultorios anexos a farmacias se verificaron y 12 de ellos fueron amonestados.

Así mismo, fueron REVISADOS 68 hospitales y clínicas, 6 unidades privadas fueron suspendidas por no contar con los protocolos establecidos ni actualizados para atender emergencia obstétrica y registrar muerte materna.

Un hospital fue amonestado y a 5 se les aseguró medicamento e insumos médicos caducos, que ponían en riesgo la salud del paciente.

Otras de las causales de las suspensiones, fue que no contaban con licencia sanitaria para operar, incumplían con las normas y las áreas de tococirugía y quirófano no cumplían con el instrumental y especificaciones de construcción o infraestructura necesaria para realizar las intervenciones.

Comentarios